Por Enzo Corre
29 Jun 2022
Rochet
Romay

Rochet llegó a Nacional cuando era casi un desconocido en el fútbol uruguayo; aquí la historia de su contratación.

Sus actuaciones han sido tan espectaculares que luego de adueñarse del arco del Decano del fútbol uruguayo llegó la citación a la selección en la que hoy también es titular indiscutido. Este martes además, ha logrado vencer el récord de imbatibilidad que poseía un arquero aurinegro al llegar al 994’ sin recibir goles ni con Nacional ni con la Celeste.

¿Quién es el responsable de su llegada a Nacional? ¿Quién aprobó su contratación cuando era un uruguayo más en el exterior? Son varios los nombres que forman parte de esa respuesta, pero uno parece llevarse todos los méritos.

Lo cierto es que Leo Romay es el que cumple con los atributos para ganarse los aplausos y agradecimientos por lo que hoy por hoy es el ‘Chino’ debajo de los tres palos del arco tricolor. El entrenador de arqueros del primer equipo de Nacional continúa en el puesto, debido a que ocupa uno de los cargos institucionales, aunque pasen los distintos cuerpos técnicos, y vaya que su labor da sus frutos.

El hoy arquero y capitán del Decano, además de golero titular de la selección, llegó el 21 de junio de 2019 a Nacional, hace prácticamente exactos tres años. 

En el momento de su arribo, tanto Rochet como otro guardameta del medio local se disputaban las posibilidades de ser negociados por el Bolso. Iván Alonso, quien ocupaba el cargo de manager general de la institución, puso ambos nombres sobre la mesa y dejó a elección de los especialistas.

Mario Picún, ayudante técnico de Álvaro Gutiérrez, entonces integrantes del cuerpo técnico del Bolso, advirtió que lo había dirigido al Chino en Danubio, cuando asistía técnicamente a Daniel Sánchez y el golero daba los primeros pasos de su carrera futbolística. Junto a Picún, Romay repasó y analizó los videos de los desempeños de los dos guardametas y no les cupieron dudas de quién era el arquero indicado para incorporar.

Rochet viajó a Miami, donde el Bolso permanecía en una gira de partidos amistosos. El arquero venía de una inactividad futbolística importante; llevaba alrededor de tres meses sin disputar partidos oficiales y se le hacía notoria la falta de práctica. No dejaba la sensación esperada por los profesionales del cuerpo técnico y generaba alguna que otra duda.

A medida que empezó a ser entrenado por Romay, comenzó a retomar el nivel, agarrar confianza y jerarquía, para convertirse en el arquero imbatible que hoy en día tanta seguridad le proporciona al Tricolor y a la Celeste, y se posiciona como el arquero uruguayo con el invicto más largo de toda la historia del fútbol.

Además de toda esa espectacular destreza deportiva, Rochet destaca por la humildad y carisma que generan una fantástica relación con toda la hinchada tricolor.

¡Creaste una bestia, Leo!

Minibio
Sergio Rochet Álvarez nació el 23 de marzo de 1993 -29 años- en Nueva Palmira, Colonia, Uruguay. Mide 1,90m. Hizo las formativas e integró el plantel principal -aunque no debutó- de Danubio, club del que formó parte hasta el 2014, cuando fue transferido al fútbol holandés. Precisamente al AZ Alkmaar. Allí jugó desde la temporada 2014-15 hasta la 2016-17. En este conjunto su rendimiento fue en ascenso y llegó a disputar hasta la Europa League. En total en su estadía disputó 71 encuentros. Posteriormente, fue transferido al Sivasspor de Turquía. Durante el año 2017 tuvo actividad, pero la temporada siguiente, no.

Entonces, a mediados del año 2019, Rochet llegó a Nacional. Tiene 97 partidos disputados, de los que ganó 56, empató 20 y cayó en 21. Es Bicampeón Uruguayo (2019 y 2020) y Supercampeón (2021), además de ganador de torneos cortos, como un Clausura y un Intermedio. Y como si fuera poco, dueño del invicto más prolongado de la historia de los arqueros de nacionalidad uruguaya.






SEGUINOS

Crear una cuenta



Ingrese a su cuenta